Beneficios y cuidados de los jardines orgánicos
Cada vez hay más gente que se decanta por tener un jardín orgánico ya que se le pueden sacar muchos más beneficios que a uno normal, como que es mucho más saludable y también más respetuoso con el medio ambiente. Las flores son muy importantes para que cualquier jardín pueda lucir mucho más bonito, además de que también contribuirán a que esté mucho más sano. Utiliza diversas plantas con flores para poder aprovechar los innumerables beneficios que tienen todas ellas.

Las flores ayudan a que el suelo sea orgánicamente más saludable ya que éstos se enriquecen con los microbios benéficos, lo que ayuda a que las plantas se fortalezcan y puedan combatir mucho mejor cualquier enfermedad o plaga. Al estar las plantas más sanas se conseguirán más flores y de mejor calidad, lo que también hará aumentar su resistencia y hace que se cree una cadena que siempre permita aprovechar sus beneficios.

En los jardines orgánicos no se emplean insecticidas ni productos químicos para su cuidado, lo que da otro enorme beneficio como es el que se reproduzcan los insectos que son beneficiosos para el jardín y que ayudan a eliminar algunas plagas ya que se las comen. Para prevenir enfermedades como los hongos o el moho en estos jardines tendrás que utilizar un compost natural, muy beneficioso en muchos sentidos. Limpia siempre las plantas con agua y jabón si ves que tienen algún hongo ya que hará que las esporas vuelen.

Lo ideal es cultivar diferentes especies cada año ya que así se conseguirá tanto un suelo como unos ejemplares mucho más saludables. Ten mucho cuidado con el riego ya que un exceso de agua en cualquier planta hará que aparezca moho, así que mantén la mínima humedad para que estén sanas y a salvo de enfermedades.