Cómo adquirir plantas sanas y cuidarlas bien
¿Sabías que nos encontramos en el mejor momento para adquirir plantas? En primavera, muchos ejemplares salen del periodo de dormancia, es decir, la fase durante la cual se suspende el crecimiento y el desarrollo de la actividad física, por lo que es un buen momento para que se adapten a un nuevo espacio.

Pero que sea primavera no es lo único que hay que tener en cuenta. También es aconsejable que se hayan superado las épocas de temperaturas más bajas, ya que si una planta se cambia de lugar en una etapa de frío, el estrés que sufre es mayor. Si leyendo esto te animas a adquirir plantas nuevas, no te pierdas los consejos que vamos a ofrecerte a continuación para escoger las más sanas y saber cómo cuidarlas en los primeros momentos tras su instalación en el jardín o en el interior del hogar.

Revisar con atención

A la hora de comprar una planta, es importante que la revises con atención para asegurarte de que no tienen partes marchitas o dañadas o tallos lacios. Por otro lado, es aconsejable comprar plantas compactas y con muchas hojas, teniendo siempre en cuenta la fisonomía de cada ejemplar.

Cómo adquirir plantas sanas y cuidarlas bien

Descartar plantas con manchas

De igual forma, es importante descartar las plantas con manchas en las hojas, lo que indica un deterioro a causa de un exceso de riego o de humedad en el sustrato o de haber estado expuestas al sol. Además, deben rechazarse las que sufran o muestren marcas de haber sufrido de forma reciente la acción de plagas o insectos.

Cómo adquirir plantas sanas y cuidarlas bien

Cómo cuidarlas

Al hacer un trasplante al jardín o a una maceta con tierra nueva, se aconseja dejar pasar entre un mes y seis semanas antes de aplicar abonos, para que durante ese lapso actúen los nutrientes naturales del nuevo sustrato. Finalmente, si se trata de plantas de interior, es mejor optar por ejemplares cultivados en invernaderos, ya que están más acostumbrados a las condiciones de interior.