Cómo diseñar un jardín japonés
El jardín japonés es uno de los jardines que más éxito tienen últimamente, siendo una de las tendencias más importantes del año en lo que a jardinería se refiere. Su principal característica es que es un jardín cerrado y lo más aislado posible del exterior, es decir, de la calle. En las casas japonesas suele estar ubicado en el medio, como aquí casi todos los patios, con lo que siempre está aislado del exterior, como si fuera un mundo aparte.

Hay elementos que son imprescindibles, como las rocas, las cuales son la base y las que más se utilizan son las de origen volcánico. Las rocas pueden ser de diferentes tamaños y formas para que lo que hagas con ellas tenga un aspecto más original.

Diseñar un jardín japonés

Cómo diseñar un jardín japonés
Deberás utilizar algunos elementos y normas para poder conseguir un estilo japonés perfecto. El Iwakura será el lugar en el que irán las rocas, que se atan con cuerdas para delimitar todo el espacio que ocupan, colocándose de forma natural para que parezca que están tal y como estarían en plena naturaleza. Para delimitar todo el espacio del jardín utiliza láminas de brezo o bambú, setos o cualquier otro material natural. El jardín japonés quedará como si fuera una isla en el espacio que tengas, así que si quieres puedes hacer un pequeño jardín japonés en el medio y el resto del espacio otro tipo de jardín.

Cómo diseñar un jardín japonés
La arena o la grava, ambas en color blanco, también son imprescindibles. Debes rastrillar formando ondulaciones para hacer como si fuera un camino en cualquier parte de la isla. El agua también es muy importante, y puedes utilizarla tanto en una fuente como en una pequeña laguna o estanque. Para poder llegar al jardín te quedará muy bien un puente, el cual conectará esa pequeña isla con el espacio que esté fuera de ella.

En cuanto a las plantas en los jardines japoneses, las que más se utilizan son el bambú, azalea, arce japonés, helechos, rododendro, lirios, cerezos, esterlitzias o crisantemos. Mención especial merece el musgo, que se ve muchísimo en este estilo de jardín aunque siempre tiene que estar en una zona húmeda ya que de lo contrario no podría mantenerse en buen estado.