Cómo fertilizar la tierra del jardín
Si tienes un jardín, hay muchos cuidados que debes darle para que esté sano y bonito. Además, si vas a hacer un pequeño huerto o a plantar árboles, plantas o arbustos, deberás prestar más atención a diversos aspectos para conseguir sacarle el mayor partido a cada plantación. Uno de los factores que más debes vigilar en el jardín es la tierra del mismo, algo indispensable para que cualquier cosecha o floración sea al máximo de sus posibilidades.

Es indispensable que tenga un sustrato fértil para que así las plantas puedan desarrollarse con facilidad y mostrar todo su esplendor en el momento de la floración. Más importante aún es en el caso de que tengas un huerto, ya que las características del suelo harán que las cosechas sean mejores o peores, ya sea en tamaño, calidad o cantidad. Es por ello que la fertilización de la tierra debes hacerla de forma adecuada, así los nutrientes estarán en las cantidades necesarias según lo que se haya plantado.

La mejor forma de abonar

Entre marzo y abril, hay que mejorar la textura del suelo, así el sustrato podrá retener los nutrientes que se le aporten con abonos y fertilizantes. Para poder repartir el abono de forma homogénea y rápida, la mejor opción es utilizar un esparcidor con ruedas, así podrás ir administrando la cantidad adecuada en todo el suelo que quieras. Es especialmente recomendable si el espacio es muy amplio ya que es más cómodo y efectivo.

Cómo fertilizar la tierra del jardín
Si quieres que los nutrientes que metan mucho más en la tierra, remuévela para que esté bien suelta y los nutrientes puedan penetrarla con mayor facilidad. Los abonos de origen animal siempre son los mejores para la tierra el jardín, y puedes hacerlos tú mezclando sus heces con paja o bien comprarlo ya hecho. Ten en cuenta lo que vas a plantar en cada lugar ya que no todas las plantas necesitan los mismos nutrientes, y el fertilizante que es perfecto para una puede ser perjudicial para otra.