Consejos de jardinería para alérgicos
Ya ha llegado la primavera, época en la que se disparan las tareas en el jardín, después del largo letargo en el que han estado sumidas nuestras plantas, y en la que el jardín luce más bonito que nunca.

Sin embargo, también es el momento del año en el que más sufren los alérgicos al polen de las flores y las picaduras de insectos, situación que puede empeorar aún más si eres un apasionado de la jardinería y no puedes evitar cuidar de tus plantas a pesar de las molestias que padeces. Si eres tú uno de ellos, los siguientes consejos te vendrán geniales.

Comprobar la cantidad de polen en el aire

Lo primero que debes hacer antes de salir de casa para realizar algunas de las tareas que conlleva el cuidado del jardín es informarte sobre la cantidad de polen en el aire, ya que si los niveles son altos, es mejor programar estas actividades para otro día. Si las condiciones son tolerables, puedes salir al jardín, pero siempre haciendo uso de protectores como antifaz contra el polvo, guantes, camiseta de manga larga, gafas oscuras o de protección y sombrero o pañuelo.

Consejos de jardinería para alérgicos

Picaduras de abeja y esporos de hongos

Si tienes alergia a las picaduras de abeja, deberás tener cuidado con las flores muy coloridas. Además, deberás tener cuidado de las cáscaras de árbol, la paja o la grava, que son un excelente refugio para esporos de hongos.

Otro tipo de jardín

Por otro lado, te recomendamos tener un jardín de piedras o japonés en lugar de uno repleto de flores. De esta manera reducirás las probabilidades de alergia.

Pesticidas

Por último, debes saber que los pesticidas pueden llevar sustancias tóxicas, a pesar de que son los mejores aliados para mantener las plagas lejos de tu jardín. Por eso, lo mejor es optar por métodos más ecológicos, como los predadores naturales. Además, te será muy útil mezclar hierbas de olor fuerte en tu jardín.