Consejos para protger las plantas del sol
¿Sabías que el verano es la estación en la que las plantas sufren más? Al menos es lo que ocurre en el clima mediterráneo, debido a la falta de precipitaciones junto a las elevadas temperaturas, que producen unas condiciones de gran demanda de agua que algunas de ellas no reciben.

Las temperaturas extremas, como las que se viven en el mes de julio, hacen que las plantas sufran, aunque son los efectos del sol los que provocan mayores daños, secándolas y maltratándolas de forma importante. Por eso, es importante aumentar las precauciones y atenciones para conseguir que las plantas sobrevivan y se mantengan saludables. A continuación te damos algunos consejos para que lo consigas.

Ubicación de la planta

En primer lugar, es recomendable que las plantas no estén expuestas directamente al sol siempre que sea posible, especialmente en los casos en los que éstas están plantadas en macetas, ya que reciben menos humedad. Así, es mejor que ubiques tus ejemplares en espacios de sombra, de manera que reciban el sol en las primeras o últimas horas del día.

Consejos para protger las plantas del sol
Otra opción es colocar alrededor de las macetas tejido de brezo, un material de madera que ayudará a que la planta se mantenga más fresca. También es buena idea introducir la planta con su maceta dentro de un recipiente más grande y vacio para facilitar sombra a la primera maceta.

Riego

Por otro lado, es importante regar con mayor frecuencia, a primera hora de la mañana o durante las últimas horas del día, sobre todo a las plantas en macetas. Además, es aconsejable adquirir materiales para colocar en la tierra que sirvan para retener la humedad y proteger a la planta del calor y las altas temperaturas. Los restos de hoja, por ejemplo, son una buena opción.

Agrupar las plantas

Otra forma de proteger a las plantas es colocándolas muy cerca unas de otras para que todas consigan mantener la humedad y se den sombra entre ellas.