Consejos para tener un huerto orgánico en tu casa
Si quieres tener un huerto orgánico en tu casa no te preocupes porque querer es poder por lo que no te tiene que importar si tienes más o menos espacio, porque con que tengas un poco de espacio exterior donde haya sol será más que suficiente para poder conseguirlo, después únicamente tendrás que darle mucho cariño y amor.

Si te sientes desorientado en conseguir tu huerto orgánico para tu casa no te preocupes porque hoy quiero darte algunos consejos para conseguirlo y que además, sea todo un éxito y estés orgulloso de los resultados, pero recuerda que la constancia y el cariño es la base principal para poder empezar.

Piensa el lugar para ubicar tu huerto orgánico

Primero tienes que pensar dónde quieres colocar tu huerto orgánico para poder cuidarlo bien, por ejemplo puedes ubicarlo en tu jardín, en tu terraza o en tu balcón, pero deberás mirar el tamaño de los contenedores para plantar dependiendo del espacio del que dispongas.

Haz una lista de las verduras que quieres plantar

Para saber las verduras y hortalizas que quieres plantar tendrás que primero pensar cuáles son las que más te gustan para que una vez que las hayas cultivado puedas consumirlas en tu propio hogar, tú mismo o en compañía de tus familiares o amigos.

Por ejemplo puedes pensar dependiendo de la estación que te encuentres y del momento perfecto para plantar unas verduras u hortalizas u otras. Idea de algunas para plantar: berenjenas, calabazas, cebollas, zanahorias, remolacha, calabacín…

Consejos para tener un huerto orgánico en tu casa

No plantes todas las semillas

Comprar muchas semillas es una tontería además de un gasto innecesario de dinero y recursos. Es mejor que empieces poco a poco seleccionando aquellas verduras que más te gustan porque en el caso contrario tendrás muchas plantas y poco espacio.

Prepara el espacio

Tendrás que preparar bien el espacio donde quieres colocar tus plantas, recuerda que la tierra y los nutrientes son importantes y tendrás que tener asegurado que los contenedores para las plantas puedan drenar bien el agua.

Recuerda la importancia de regar tus plantas, busca información para saber cada planta que escojas cuánta agua necesita, cuanto sol, cuanta sombra, las condiciones necesarias, etc.

Ten semillas de repuesto

Es importante que tengas semillas de repuesto por si las que tienes no te brotan o para al menos poder asegurarte mantener la recolección y la alimentación de aquello que vayas recolectando.

¿Qué te parecen estos consejos? ¿Te atreves a tener tu propio huerto orgánico?