Cuándo cambiar el sustrato
Hace unos días te hablamos de los usos del sustrato, un sustitutivo del suelo que sirve para dar soporte físico a las plantas para que pueden desarrollar sus raíces, retener el agua y el aire para que el ejemplar los pueda absorber. Y es que hay que tener en cuenta que a través del agua la planta incorpora los nutrientes que están disueltos en función del pH.

Pero además de tener claro qué es y para qué se usa el sustrato, es muy importante saber cuándo hay que cambiarlo. Si te has hecho esta pregunta alguna vez, ¡continúa leyendo!

Cómo funciona con la tierra

A pesar de que se trata de un elemento muy utilizado, son muchas las personas que desconocen cuando debe cambiarse el sustrato. Y es que aunque la tierra debe cambiarse cuando pasa un tiempo desde que se planta o se trasplanta un ejemplar (el suelo del jardín es un medio vivido y, añadiendo materia orgánica se puede regenerar y recuperar su fertilidad), no sucede así con los sustratos.

Cuándo cambiar el sustrato

Cada año y medio

En general, los sustratos se deberían cambiar cada año o año y medio, ya que pasado este tiempo comienzan a perder sus cualidades. Así, disminuye la retención de agua, la aireación, la porosidad y la esponjosidad. Por si fuera poco, si el agua que utilizas para regar es dura, posiblemente el pH habrá subido y no será el recomendado para cultivar tus plantas. Por tanto, tendrás que sacar tus ejemplares de las macetas y volver a plantarlos de nuevo en un sustrato nuevo. El momento del cambio del sustrato es ideal para escoger un tiesto o una maceta más grande si ves que la anterior se ha quedado pequeña.

Mejor en invierno

Respecto a la estación ideal para cambiar de sustrato, desde Jardín Plantas recomendamos el invierno, ya que durante las semanas más frías del año las plantas se encuentran en reposo.