Cuidados de la caléndula
La caléndula es una de las flores preferidas de todos aquellos que entienden de jardinería o de los que simplemente conocen un par de plantas y quieren tener algunas en casa. También se le llama caléndula inglesa y es una planta que comenzó a cultivarse en la Edad Media, siendo posteriormente una de las favoritas de William Shakespeare. Es una flor anual que se siente mejor con un clima fresco pero sin llegar a pasar por heladas.

Pueden llegar a crecer entre 30 y 76 centímetros, altura que depende muchísimo de la variedad y condiciones de cultivo. Sus hojas son de un precioso verde brillante y suelen medir unos 10 centímetros, siendo las inferiores ovaladas con punta redondeada y las superiores en forma de lanza. Sus flores son preciosas y alcanzan un diámetro de entre 5 y casi 8 centímetros.

Los colores de las flores son muy variados y dependen mucho de la especie que elijas para plantar y de las condiciones de cultivo, pero son siempre en una amplia gama que va del crema al amarillo claro y al amarillo y naranja eléctrico. Son perfectas para el verano ya que quedan muy bonitas y le darán mucha vida a cualquier estancia.

Su cultivo y mantenimiento se muy sencillo y puede ser tanto en el suelo como en maceta. Realmente tu única preocupación deben ser las plagas y conseguir que tenga un buen drenaje. No pueden soportar el calor excesivo ni las heladas, así que deben estar siempre en una temperatura media aunque lo mejor es que algo fresquitas. Lo bueno es que si pasan un poquito de calor durante el verano se recuperan cuando llegue el otoño, siempre y cuando no sea un calor extremo claro está.

Debes también vigilar que siempre reciban luz directa del sol pero no durante mucho tiempo ya que también necesitan estar parte del día a la sombra. Lo mejor es que si el clima de tu zona es muy cálido la tengas toda la tarde a la sombra para que te pueda durar más allá de la temporada. Por último, necesita una humedad media así que vigila los riegos para que nunca se quede seca pero tampoco te pases ya que si se encharca se echará a perder.