Cuidados del huerto en octubre
Bajan las temperaturas, aparecen las primeras heladas, las hojas invaden los suelos y las tonalidades rojizas predominan en las calles. Sí, ha llegado octubre, un mes para disfrutar de los jardines y huertos pero también para trabajar y realizar tareas de mantenimiento para después tener una primavera explosiva.

Como ya conoces cómo se tienen que cuidar los jardines durante esta época del año, hoy queremos explicarte cómo cuidar los huertos en este mes que da inicio a los meses más fríos del año. ¿Estás preparado para saber las tareas que tendrás que poner en marcha a partir de ahora?

Limpiar las malas hierbas

Lo mejor de octubre es que las temperaturas suelen ser lo suficientemente agradables para permitirnos disfrutar del trabajo en el huerto sin tener que escondernos del sol ni resguardarnos demasiado del frío. Una de estas tareas es la de limpiar las malas hierbas de la huerta.

Cuidados del huerto en octubre

Recolección de hortalizas

En octubre se termina con la recolección de las hortalizas como los tomates, pimientos, berenjenas, melones, sandías, pepinos y calabacines y aparecen los cultivos otoñales como los rabanitos, cebollas, habas, judías, escarolas, espinacas o puerros. En el mes de octubre, al aparecer nuevos cultivos y cambiar las temperaturas, ya no son necesarios los riegos frecuentes y prolongados del verano, ya que el calor se ha marchado y los cultivos no necesitan tanta agua.

Semilleros

Así, es el momento de preparar los semilleros de los cultivos otoñales y abonar los bancales que se han quedado vacíos tras la recolección de las hortalizas sembradas en los meses anteriores. Mientras que en semilleros se deben sembrar cebollas, coles, escarolas, lechugas o puerros, de manera directa puedes sembrar rabanitos, zanahorias, habas, judías, guisantes o acelgas.