Cultivar plantas para adelgazar
Desde tiempos inmemoriales, el ser humano ha empelado las plantas como fuente alimenticia, estructura para construir viviendas, uso medicinal, rituales, e incluso para tonificar el cuerpo. En la actualidad esa relación sigue vigente y el hombre avanza en el conocimiento de las propiedades de los vegetales entre las cuales algunas pueden servir para perder peso y adelgazar.

Cultivar plantas para adelgazar
Si dispones de espacio en el jardín para plantar un árbol de pequeño tamaño, te recomendamos un Citrus aurantium, más conocido como naranja amarga. El consumo diario de sus frutos aumenta el gasto calórico y ayuda en la pérdida de peso porque el metabolismo se acelera sin tener que realizar ejercicio físico.

Cultivar plantas para adelgazar
Si no dispones de mucho sitio, puedes cultivar Garciania cambogia en una maceta de grandes dimensiones, se trata del arbusto conocido como tamarindo malabar. La pulpa de su fruto es un inhibidor de la formación y almacenamiento de ácidos grasos en el cuerpo. Además, posee un alto contenido de vitamina C que lo convierte en un efectivo antioxidante natural, nos ayuda a estar más sanos y fuertes.

Cultivar plantas para adelgazar
En la maceta del balcón puedes plantar frijoles. Las vainas de las judías son ricas en fibras y flavonoides que controlan algunos procesos metabólicos, ayudan regular el almacenamiento de grasa en el tejido adiposo. Si se toman a menudo permiten la reducción de talla.

Cultivar plantas para adelgazar
Otra opción muy buena para cultivar en una maceta es sembrar apio. Es muy bueno el consumo de las hojas y tallos de esta verdura en ensaladas o sopas, ya que funciona como desintoxicante y diurético, ayudando a eliminar líquidos y toxinas que el cuerpo acumula.

Cultivar plantas para adelgazar
Por último, te aconsejamos hacer brotar semillas de alfalfa sobre una rejilla húmeda. Consume los brotes de esta leguminosa para favorecer los procesos metabólicos relacionados con el sistema digestivo, notarás como te mejora el tránsito intestinal.

No olvides que todo tratamiento para adelgazar debe ser supervisado por un profesional, en este caso nutricionista. No consumas nada sin consultarlo previamente. Complementa la dieta alimentaria con todo tipo de comida saludable, ejercicios aeróbicos y trabajo muscular.