Cultivar una palmera en el jardín
Las palmeras son plantas exóticas que se suelen encontrar en zonas tropicales, pero que también podemos cultivar en nuestros jardines, patios e interiores para dar un toque de distinción. Para ello es fundamental conocer cómo plantarlas para que se adapten al espacio y se enraícen de manera rápida y positiva. Las especies de palmeras más comunes para colocar en el interior del hogar son el cocotero, la areca, la kenia y la chamaedorea.

Es importante saber que las palmeras que se encuentran en macetas, dentro de casa, necesitan más cuidados que las que se encuentran plantadas directamente en la tierra en el jardín. Debemos prestar mayor atención al riego, abono, crecimiento y a la luz que reciben. A pesar de que se adaptan muy bien al sol, se recomienda plantarlas en un lugar donde haga un poco de sombra durante el día.

No se recomienda plantarlas cerca de una pared o de algún árbol. Si el clima no proporciona suficiente humedad, se recomienda pulverizar la planta con agua. La cantidad de abono que requieren no es mucho, la palmera prefiere los fertilizantes de efecto lento. La limpieza también es vital, cuando se acumule polvo en las hojas, deben limpiarse con una esponja húmeda o manguera.