Diferencias entre plantas vivaces y perennes
Son muchas las especies y variedades que te puedes encontrar en todo el mundo, prácticamente incontables y cada una con sus particularidades que las hace únicas. Así pues, podrás encontrar un montón de plantas perfectas para cada lugar de tu casa o jardín. Dos de los tipos de plantas más comunes son las vivaces y las perennes, que pueden llegar a vivir más de dos años y que no se mueren con la llegada del invierno, algo que sí pasa con las anuales.

Las vivaces y perennes tienen varias características comunes, como que son plantas herbáceas y que viven varios años. Las vivaces pueden perder las hojas y tallos durante el invierno pero las perennes no. A continuación pondré las características de cada una para que puedas ver bien las diferencias entre ellas:

– Plantas vivaces: Con la llegada del invierno se secan sus tallos y hojas y muchas de ellas se caen al suelo, pero las raíces siguen vivas y cuando llega la primavera la planta vuelve a brotar. Son similares a las bulbosas en ese sentido pero no se pueden catalogar en el mismo grupo ya que tienen muchas diferencias.

– Plantas perennes: Su gran característica, y ventaja, es que durante el invierno no pierden ni sus tallos ni sus hojas, así que estarán bonitas durante todo el año (aunque siempre más cuando llega la primavera). Algunas de ellas son los geranios, claveles, hortensias, lavandas o cinerarias.