Ideas para decorar el exterior de tu hogar por ti mismo
Engalanar tu espacio al aire libre ya sea un jardín, una terraza, un balcón o un patio no tiene que ser algo que tenga que costarte demasiado dinero o esfuerzo. Tu imaginación e ingenio puede ayudarte a crear las mejores soluciones para tener una zona en el exterior de tu hogar increíble para que puedas disfrutar de tus familiares y amigos, e incluso para disfrutar tú mismo en soledad.

Puedes utilizar pequeños proyectos para inspirarte y conseguir grandes resultados. Pueden incluir varios proyectos o uno solo, dependiendo de qué es lo que quieres conseguir y cómo quieres que quede finalmente el exterior de tu hogar. A continuación te daré algunas ideas para que las puedas adaptar a tu estilo de vida o a lo que tienes en mente para crear un lugar mejor.

Paneles de madera

Los paneles de madera son una forma excepcional para ocultar materiales desgastados o en mal estado y poder proporcional a tu zona exterior del hogar la calidez que merece. No es necesario que hagas perforaciones en las paredes o pintar nada (sobre todo por si vives de alquiler), puedes transformar tu zona al aire libre con paneles de madera colocadas de forma hábil. ¡El efecto puede ser increíble!

Ideas para decorar el exterior de tu hogar por ti mismo

Plantas colgantes para tu privacidad

No es necesario comprar de las típicas redes verdes para poner en tu balcón en caso de que quieras más privacidad. Una forma de aumentar la privacidad en tu hogar es colgando plantas colgantes desde el techo de tu balcón, justo encima de la barandilla. De esta manera podrás crear un jardín vertical con tus macetas que funcionará como una pantalla para darte privacidad. Además tendrás una zona verde sin necesidad de quitar espacio en el suelo… ¡excelente idea para balcones medianos y pequeños!

Pintar las rocas del jardín

Las rocas las puedes conseguir gratis en la naturaleza, pero si su color natural no te entusiasma puedes optar por pintarlas y crear bonitas composiciones de rocas pintadas. Las rocas pintadas pueden crear un impacto instantáneo en tu jardín o quizá en las macetas de tus plantas. Y si pintas más rocas de la cuenta, siempre puedes utilizarlas para decorar en otras zonas como en la zona del café o como pisapapeles.

Un felpudo bien colorido

Lo puedes comprar o hacer tú mismo con pintura, pinceles y cintas para poder usarlos como plantilla. Un felpudo se puede personalizar en menos de media hora. Las posibilidades de diseño son tantas como tu imaginación quieras otorgarte.