Ideas para tener un jardín con rocas
A los jardineros les gusta trabajar con desafíos para poder encontrar buenos resultados, y por eso en ocasiones pueden pensar en diseñar un jardín con rocas para conseguir un ambiente lo más natural posible, de esos que te hacen transportarte a mitad del campo y que parezca que cuando cierras los ojos o estás en tu casa. Hay jardineros que consiguen recrear en miniatura paisajes alpinos con árboles perennes y plantas suculentas muy resistentes… eso y con una buena iluminación se pueden conseguir maravillas.

Existen plantas que se pueden adaptar a diferentes tamaños de cultivos por lo que pueden ofrecerte una gran versatilidad en el diseño. Esto te permitirá tener diferentes espacios para poder colocar diferentes rocas entre bonitos arbustos.

Un paisaje natural

Un jardín puede recrear en miniatura un paisaje natural que te deslumbre a ti cuando esté acabado y que deslumbre a todas tus visitas siempre que lleguen a tu hogar Tendrás que inspirarte en un paisaje natural para poder pensar dónde colocar tus plantas, cómo enmarcar el terreno y destacar la belleza que puedes conseguir con las rocas, las plantas y las flores. Las rocas son ideales para dar belleza y fuerza a cualquier jardín, sólo deberás pensar en cómo ubicarlas, las imágenes de este artículo pueden ayudarte a inspirarte según cómo sea tu jardín.

Ideas para tener un jardín con rocas

Las rocas y el jardín

En tu jardín puedes aislar y cultivar las plantas en miniatura para que sean más fácilmente visibles a través de las rocas. Las rocas son ideales para mostrar elegancia en el jardín y sin están envueltas de vegetación aún será mucho más bonita la imagen. Las plantas suculentas podrán combinar muy bien con árboles de hoja perenne en miniatura para crear un paisaje atractivo que puedas sembrar tú mismo.

Lo ideal es cubrir el suelo con grava para ayudar a las plantas a que crezcan bien y que las malas hierbas no aparezcas. Las piedras más grandes también son una buena idea para ponerlas junto con otras de menor tamaño. Si las piedras más grandes se colocan con acierto, se puede dar una estupenda sensación de escala.

Hortensias y flores silvestres

Las hortensias y las flores silvestres son una gran opción para plantar al lado de piedras o estatuas a lo largo de tu jardín. A diferencia de otras plantas éstas plantas no existen en miniatura y pueden desbordar en los laterales de la roca, pero que sin duda le dará un aspecto elegante y bello.

Ideas para tener un jardín con rocas

Pared de rocas

Quizá prefieras tener un jardín con piedras de rocas en la pared, es decir, un jardín vertical con pierdas. Esta idea también puede ser una buena idea decorativa ya que las plantas pueden crecer entre las piedras de la pared. Esto hará que se cree una apariencia única y preciosa en tu jardín con esta belleza en vertical.

Los muros y las rocas

Los jardines en pared de rocas permiten jugar con diferentes ideas para que dejes que salga tu creatividad jardinera. Así podrás crear contrastes entre el color, la textura y las piedras, así como con los posibles ladrillos y rocas que en ocasiones protegen las raíces de las plantas del sol.

Ideas para tener un jardín con rocas
Plantas perennes, plantas pequeñas y flores de diversos tamaños pueden aportar vida a las frías rocas con las que quieras decorar tu jardín. Tanto si quieres que las rocas sean para una pared, para el suelo, para una escalera o quizá simplemente como piezas decorativas, sin duda la combinación de piedras y plantas será todo un acierto decorativo y de buen gusto. ¡Y no olvides añadir una buena iluminación a cada rincón de tu jardín!