Ideas para reciclar macetas
Muchas veces, cuando las plantas que tenemos llegan al ciclo final de su vida, las tiramos con la maceta para comprar una nueva o para no tener un montón de macetas apiladas y estorbando en cualquier rincón. Sin embargo, cuando tienes flores en macetas y las flores ya se han secado y llegado a su fin, puedes utilizarlas para muchas otras cosas. La clave está en tener originalidad y pensar qué usos puedes darle. Te dejo unas cuantas ideas para reciclar macetas y que no te limites a utilizarlas únicamente cuando tienes alguna planta en su interior:

– Pequeños candelabros: puedes utilizarlas para velas grandes, te quedarán genial. Puedes también añadir un lazo a tus macetas para que se vean más coquetas y hasta darles una manita de pintura para que se vean más originales y, sobre todo, divertidas.

– Obras de arte: Las macetas de plástico pueden ser pintadas con esas pinturas que encuentras en casi cualquier tienda de arte y así convertirlas en un bonito elemento decorativo que vaya a juego con el resto de la decoración de tu hogar.

– Ceniceros: especialmente cuando las macetas son de cerámica, éstas pueden convertirse en hermosos ceniceros para la zona de jardín o terraza.

– Paragüero: Una maceta bien grande sirve para dejar allí los paraguas si la pones justo en la entrada de la tu casa. Decórala para que se vea bonita y ponle un forro plástico en el fondo para que no se estropee.

– Almacenaje: Las macetas viejas pueden servirte para almacenar herramientas y otros elementos que utilizas en tu jardín.

Como ves, hay un montón de cosas que puedes hacer con tus macetas viejas, así que deja volar tu imaginación… ¿se te ocurre alguna idea más?