La temperatura en los invernaderos
El cultivo en invernaderos es muy popular en nuestro país, y uno de los factores más importantes para que las plantas o el cultivo se pueda llevar a cabo a la perfección es la temperatura. Hoy te daré una pequeña guía sobre la temperatura en invernaderos para que sepas cómo debes tenerla en cada momento:

– Por noma general, la temperatura mínima para las plantas en invernadero es entre 10 y 15 grados, mientras que 30º sería la máxima.

– Entre las temperaturas diurnas y nocturnas es beneficioso que haya una diferencia de entre 5 y 7 grados en lo que a plantas se refiere.

– La temperatura del suelo es más importante que la del aire en un invernadero, especialmente si cultivas arriates. Si está por debajo de 7º las raíces crecen más despacio y no absorben con facilidad ni el agua ni los nutrientes. Un suelo templado es muy importante para que las semillas germinen y para que desarrollen correctamente los esquejes de raíces.

– La temperatura ideal para la germinación de la mayoría de las semillas es de entre 18 y 25 grados, para calcularla puedes utilizar un termómetro especial para suelos.

– Para mantener una temperatura agradable dentro del invernadero puede que tengamos que bajar la intensidad de la iluminación. De hecho, los problemas de sobrecalentamiento son más comunes que los de un calentamiento deficiente.

– Para impedir la entrada de los rayos de sol podemos colgar mallas de sombreo.

– En el cultivo en invernadero es difícil regular las altas temperaturas, especialmente en verano. Por tanto, es conveniente disponer de un sistema de ventilación en la cubierta o contar con una malla de sombreo (hay mallas pero puede servir el brezo o un cañizo) por fuera. También es aconsejable mojar frecuentemente el suelo del invernadero o disponer un cubo o barreño con agua para mantener la humedad alta.