Llegan las plantas del otoño
La llegada del otoño no supone olvidar nuestro jardín, podemos seguir disfrutando de un jardín florido durante todo el año. Sin embargo, debes plantar vegetales perennes en de crecimiento. Este otoño podemos elegir plantas de follaje con vivos matices. Por ejemplo, te recomendamos las bulbosas, como las fresias, los tulipanes o los claveles. También el color de las hojas puede ayudar mucho a dar color al jardín. Las hojas de muchas plantas perennes herbáceas aportan tonos realmente bonitos al jardín durante el período otoñal. Tu jardín cobrará tonalidades brillantes de púrpura, amarillos y rojos.

No obstante, son muy comunes las gramíneas ornamentales, que combinan a la perfección con otras especies como los arbustos y las flores. Se pueden colocar en macetas soleadas o cerca de los caminos, ya que consiguen aportar vitalidad al entorno. Además, la ventaja es que este tipo de plantas necesitan muy pocos cuidados, aunque requieren la poda a finales del invierno, aunque a pocos centímetros del suelo. Así, cuando empiece la primavera, comenzarán a desarrollar un nuevo follaje de forma vigorosa. Tampoco suelen enfermar ni tener plagas. Los más comunes son el pennisetum y el miscanthus. El segundo, posee una altura mayor y presenta coloraciones de follaje diferentes.

Si tienes dudas consulta en un centro de jardinería, el otoño es una estación preciosa y muy interesante para las plantas. Ha llegado el momento de disfrutar de ellas al máximo.