Mantener el orden en tu jardín, terraza o balcón
Mantener los exteriores de nuestro hogar en orden es posible, como la zona de jardín, la terraza o el balcón. Para ello, disponemos de una gran variedad de piezas de mobiliario, que nos ayudarán a mantener todos los objetos bien recogidos, clasificados y aprovechar al máximo todo el espacio disponible en estas zonas al aire libre.

Cuando disponemos de un espacio considerable, como un jardín bastante grande, lo recomendable es instalar una caseta de jardín, ya que en su interior podemos guardar las herramientas de jardinería, el corta césped o las bicis. Si la caseta es de madera también podemos destinarla a tareas de bricolaje. El conjunto de los utensilios los podemos distribuir en ganchos clavados en las paredes o puertas, dejando suficiente espacio en nuestra mesa de trabajo.

También son fundamentales los estantes y estanterías, sin duda son una gran solución a la falta de espacio. Para los que no disponen de jardín, pero sí de un balcón o una terraza, estos estantes pueden ser una alternativa sencilla para mejorar el almacenamiento. Además, permiten aprovechar el espacio en altura. Estas piezas las podemos encontrar en multitud de materiales. Nuestra elección dependerá en gran parte si las estantería son colocadas en una zona resguardada de la lluvia y del la luz solar directa, o bien se encuentran completamente expuestos a las inclemencias del tiempo.

Por otro lado, un acto bien ecológico es optar por la reutilización de antiguos objetos, ya que podemos conseguir una segunda vida muy útil para las piezas. En el jardín también podemos situar elementos reciclados con el fin de conseguir un espacio extra de almacenaje. Por ejemplo, podemos colocar una carretilla antigua que dará un toque ornamental muy rústico, en ella podremos meter objetos en su superficie, ya sean las herramientas de jardinería o unas macetas con plantas o flores.

Finalmente no podemos olvidar la posibilidad de comprar cubos y cajas, con o sin ruedas, ya que son complementos que pueden ser muy útiles para conservar el orden en los espacios exteriores. Nos permiten guardar y clasificar herramientas, mangueras u otros objetos de jardinería.