Plagas de verano en el jardín
El verano es sin duda la época del año en la que más disfrutamos de nuestro jardín, y es que el clima, el tiempo libre disponible y lo hermoso que se encuentra el espacio durante estos meses propician que así sea.

Sin embargo, debemos mantenernos alerta si queremos mantener hermosas y con buena salud a nuestras plantas, y es que el verano es una época fuerte para las plagas de insectos para nuestras plantas. Además de acabar con tus ejemplares, las plagas harán que inevitablemente no te sientas a gusto en el espacio sabiendo de lo que probablemente estás rodeado…

Si quieres saber cuáles son las principales que más les afectan en verano y de este modo prevenirlas y/o combatirlas echa un vistazo a lo que te contamos.

– Mosquitos: Sí, rondan por todas partes y por todo tipo de hogares pero muy especialmente en los que disponen de jardín puesto que es una de sus zonas favoritas para dejar sus larvas y reproducirse. Evita las zonas en las que el agua se estanque o quede encharcada, fuentes de suciedad donde acostumbran a establecerse.

– Arañas: Les atraen los lugares muy cálidos, por lo que el jardín les resulta ideal. Si encuentras síntomas como motitas amarillas y una rápida sequedad, sospecha primero de ellos.

Plagas de verano en el jardín
– Hormigas: Las negras son especialmente incordiantes puesto que pueden atraer a la vez al pulgón. Las mariquitas son buenas para acabar con esta última plaga.

– Cochinillas: Nacen especialmente en el mes de junio. Lo ideal sería que las detectases en estado larvario para poder acabar de forma fácil con ellas, pero si no lo has hecho sospecha de ellas cuando veas un aspecto algodonoso (es su aspecto) en tus hojas descoloridas, deformadas y pegajosas por la melaza que desprenden.

Ándate también con ojo también con pulgones, cucarachas y las moscas blancas.