Plagas y enfermedades del olivo
El olivo es uno de los árboles que más se cultiva en nuestro país gracias a que es aquí en donde puede alcanzar su máximo esplendor, algo que también puede llegar a hacer en muchos de los países de América. Al igual que con cualquier otro árbol, planta o cultivo, hay que ser muy exigente con sus cuidados, especialmente para que esté lo más protegido posible de cualquier plaga o enfermedad.

Hoy me gustaría escribir sobre las plagas y enfermedades del olivo, en concreto sobre las que más pueden afectarle ya que en realidad se pueden ver atacados por muchísimas. Cada una causa diferentes daños, así que hay que vigilar muy de cerca el árbol para asegurarse de que está a salvo, y así poder actuar en cuanto se vea atacado.

Plagas

– Mosca del olivo: es una de las plagas más dañinas y es un insecto que se parece a la mosca de la fruta aunque su color es menos llamativo. Las moscas adultas aparecen durante la primavera y ponen un huevo en cada aceituna, haciendo que la larva se coma la aceituna y labre galerías. Las larvas pudren y resecan las aceitunas, lo que también hace que el aceite sea de menor calidad.

– Polilla del olivo: es una mariposa que mide únicamente 8-10 milímetros y que es de color gris plata. Su larga mide 10-12 milímetros y es verde. Inverna en el interior de las hojas siendo oruga, y los daños más importantes llegan cuando comienza el verano. La aceituna se vuelve como un guisante.

– Erinosis del olivo: esta plaga ataca al fruto, que se vuelve muy pequeño. También aparecen manchas oscuras en las hojas y el envés se vuelve aceitoso.

– Algodoncillo del olivo: es una plaga que tiene mucha presencia y que deja larvas que se recubren de algodón, teniendo unas tres generaciones cada año.

Enfermedades

– Repilo del olivo: produce manchas negras o grises en las hojas, que además se van amarilleando y se caen cuando llega el final de la primavera. Es una enfermedad que aparece especialmente cuando la temperatura de cultivo no es la adecuada.

– Mal del plomo: es muy poco conocida y suele confundirse con la anterior. En las hojas aparecerán manchas de color marrón que irán amarilleando, mientras que el envés de las mismas se volverá de color gris plata.

– Verticillium del olivo: suele darse en olivos jóvenes de entre 8 y 12 años, raramente se da en los adultos. Es una enfermedad vascular que afecta a una parte de la planta y aunque las hojas no se caen sí que se estropean mucho, doblándose. Las ramas también se ven muy afectadas y pueden llegar a morir.