Plantas aromáticas populares
Cualquier amante de la jardinería adora cultivar aquellos ejemplares que de un modo u otro son capaces de aportar algo para el deleite de su paladar. Hoy no queremos hablarte de los árboles frutales sino de algo mucho más práctico que puedes cultivar en cualquier pequeño rincón de tu casa: las plantas aromáticas.

Estos ejemplares son ideales para condimentar nuestros platos así como también para aportar algunos beneficios a nuestro organismo. Si quieres conocer algunas de las más populares y sus usos concretos no te pierdas algunas de las que dejamos en este artículo… ¡Toma nota y cultívalas tú mismo!

– Albahaca: Sus hojas aromáticas son muy utilizadas para ensaladas, vinagres o para condimentar la pasta, aunque siempre un poco trituradas para disimular su fuerte sabor; una buena forma de conservarla todo el año es mezclándola con agua para hacer cubitos (cuando la quieras usas solo tienes que descongelar). Solo dura un año, por lo que para deberás plantar una nueva cada año durante la época primaveral.

Plantas aromáticas populares
– Hierbabuena: A diferencia de la anterior esta planta Perenne dura más años y debe mantenerse a la semisombra con un riego frecuente. Es un perfecto condimento para nuestros platos así como una hierba medicinal perfecta para los problemas digestivos y estomacales.

– Hisopo: No es una planta pequeña sino un arbusto de delicioso aroma y sabor que se renueva cada cuatro años aproximadamente. Como planta medicinal esta planta es utilizada como solución al dolor de garganta, el asma o la bronquitis, por ejemplo, mientras que en su aplicación culinaria es ideal para los platos de carne y pescado (favorece su digestión).

– Laurel: La fitoterapia las utiliza como remedio contra los dolores estomacales y de riñón, para reducir la hipertensión y para favorecer la digestión.

Otras plantas aromáticas utilizadas en fitoterapia o cocina son la lavanda, la mejorana, la melisa, la menta, el perejil, el orégano, el tomillo o la salvia.