Plantas de fácil mantenimiento
La jardinería es un mundo apasionante que cada día engancha a más gente y que, aunque pueda parecer lo contrario, no requiere muchos conocimientos ni ser un experto en la materia para poder conseguir plantas o un jardín espectaculares. El cuidado y mantenimiento de las plantas varía en dificultad en función de las especies que elijas, y hay unas cuantas que son de fácil cultivo y manutención, con lo que son la mejor opción si no tienes mucha experiencia o si no quieres preocuparte demasiado de ellas.

Toma nota de las plantas de fácil mantenimiento para que puedas conseguir ejemplares muy bonitos con muy poco esfuerzo:

- Lirios de la mañana: son una variedad de lirios a la que se suele llamar “Estelas de oro” y que es muy fácil de cultivar y de mantener. Sus flores son preciosas y cuando crece se vuelve una planta muy elegante.

- Margaritas: sin duda son de las flores más famosas en todo el mundo gracias a su gran variedad de colores y a lo bonitas que son. No necesitan muchos cuidados ya que apenas se ven afectadas por enfermedades o plagas, además de que sus flores salen en gran cantidad y tienen mucho aroma, algo que dura mucho tiempo.

- Hosta: no es una planta muy conocida pero es perfecta para las zonas en las que hay sombra ya que es muy frondosa y le dará mucha vida a cualquier rincón de tu jardín o de tu hogar. Su cultivo es muy sencillo.

- Flor manta: es una de las preferidas en las zonas del sur ya que resiste estupendamente al calor y las altas temperaturas. Un ramo de estas flores puede aguantar perfectamente todo el verano en un jarrón.

- Pimentón: es muy resistente a la sequía y su flor roja le da mucho color y vida a cualquier rincón. Hasta cuando se seca queda muy bonita.

- Orejitas de oso: es una de las que más se utilizan en los parques y jardines públicos ya que son muy resistentes a muchos factores ambientales, además de muy bonitas.