Plantas de interior para lugares difíciles
Seamos o no grandes seguidores de la jardinería, la mayoría reconoceríamos que cultivar algunas plantas dentro del hogar podría tener magníficas ventajas: Limpieza del aire, un toque natural en el entorno, un ambiente más agradable…

Sin embargo, más allá de ubicarlas en las zonas habituales a veces nos da por innovar colocándolas en los rincones más difíciles de la casa sin saber bien cómo hacerlo.

Si quieres conocer algunos ejemplares indicados para lugares difíciles echa un vistazo a esta relación de zonas y plantas, ¡y aprovecha para ubicarlas en cualquier rincón de tu casa!

Para empezar debes saber que estas plantas a menudo requerirán ser resistentes y discretas, plantas que no llamen demasiado la atención pero que continúen sirviendo para aportar las ventajas anteriormente comentadas.

Uno de los mayores problemas es el de tener en cuenta las condiciones de la temperatura en el espacio como los lugares demasiado calurosos o aquellos con demasiado viento que no todas las plantas pueden resistir. En este último caso, por ejemplo, si queremos algunos ejemplares ideales para lugares con continuas corrientes de aire deberíamos apostar por plantas como la aspidistria o la sanseviera, ambas bien fáciles de cultivar y muy decorativas.

Otra de las situaciones difíciles con las que te puedes encontrar es la de tener muchos aparatos electrónicos en casa: ¿Anulan las ventajas de las plantas de interior? ¿Permiten tener un espacio armónico? ¿Son capaces de absorber las radiaciones?

No todas tienen las mismas características ni la misma resistencia ante las radiaciones de aparatos como la televisión o el ordenador, por ejemplo; no obstante algunas especies de cactus, el aloe vera, la poinsetia o la planta del dinero son unas opciones de lo más recomendables.