Podar el jardín
Podar es una de las tareas que ningún jardinero debe olvidar para fortalecer las plantas, especialmente en invierno cuando están más debilitadas por el frío. Te contamos cómo realizar la poda en el jardín ante la llegada de la primavera para tener unas plantas más floridas y vigorosas. Necesitarás una tijera y un serrucho.

Podar el jardín
Con unas tijeras de podar bien afiladas corta todas las ramas secas o muertas de todas las plantas.

Podar el jardín
Si ves tallos sin hojas que no están secos, puedes cortar la punta de la rama para comprobar el estado de la misma.

Podar el jardín
Entre cada planta, desinfecta las herramientas con alcohol para evitar contagios de plagas.

Podar el jardín
No podes las plantas afectadas por las heladas, espera hasta la llegada de la primavera. Las ramas que no hayan brotado sirven como protección natural para el resto de la planta.

Podar el jardín
No podes plantas que están a punto de la floración. Especialmente las acacias, aromos, coronas de novia, retamas, jazmín amarillo, glicinas y sidonias.

Podar el jardín
Con un serrucho corta las ramas que hayan brotado en los laterales del tronco pero sin dañar la corteza. Realiza cortes netos y sin forcejeos para evitar malas cicatrizaciones.

Podar el jardín
Poda las hortensias dejando algunas yemas fuertes repartidas en distintas ramas para favorecer el desarrollo heterogéneo del follaje.

Podar el jardín
Si tienes árboles caducos (pierden la hoja en invierno), pódalos retirando las ramas dejando la copa en forma de vaso.