Riega sin malgastar una gota de agua
Como ya te dijimos el otro día, abril y mayo son meses esenciales para tener éxito con tu huerto y tu jardín. Durante estas semanas deberás abonar la tierra, ahuyentar las plagas de manera natural y plantar flores para llenarlo todo de color. En definitiva, es importante que lo tengas todo a punto para que puedas disfrutar de los espacios exteriores de tu hogar al máximo.

Una de las cosas que deberás tener más en cuenta es que, con la llegada del calor, el huerto y el jardín necesitarán más riego. Piensa que durante esta época del año las plantas están en pleno desarrollo, mientras que las temperaturas son más altas y los días más largos. Sin embargo, para ahorrar en la factura y ser más respetuosos con el medio ambiente, lo mejor es intentar no malgastar ni una gota de agua. Te explicamos cómo conseguirlo a continuación!

Acolchado

Lo primero que queremos proponerte es que coloques acolchados en la base de las plantas para evitar la evaporación del agua y, de paso, la proliferación de malas hierbas que podrían robarle agua a tus plantas. Para hacer el acolchado te servirá con cortezas de pino, paja, mantillo, árido, gravas y hojas.

Riega sin malgastar una gota de agua

Sistemas de riego recomendables

Por otro lado, te recomendamos que optes por sistemas de riego como el goteo o la aspersión, que ahorran un 40-60% y un 80%, respectivamente, frente al riego convencional. El primero de ellos es recomendable para el huerto, mientras que la aspersión para grandes jardines. Eso sí, es importante que dirijas bien los chorros y ajustes la cantidad de agua. Por otro lado, es mejor que no riegues a pleno sol para que el agua no se evapore.

Viento

Por último, queremos recomendarte que protejas a tus plantas del viento, ya que éste las seca. Así, para conservar la humedad es importante que coloques cortavientos en perímetro del jardín. Pueden serte muy útiles setos, arbustos, trepadoras o una lámina de brezo, mimbre o cañizo.