Soluciones de presupuesto para la construcción de una piscina
Si tienes terreno suficiente en casa es posible que tengas la idea de construir una piscina para que cuando llegue el verano puedas disfrutar del agua y así poder resfrescarte en las horas del día (y de la noche) que más calor hace. Sería genial poder contar con tu propia piscina y disfrutarla en soledad o en compañía de amigos y familiares ¿verdad?

Son muchas las personas que quieren construir una piscina pero que frenan sus deseos porque piensan que es demasiado caro o que tiene demasiadas complicaciones, pero si cambias de perspectiva ese pensamiento, te darás cuenta que no es necesario tener que desembolsar una fortuna. Existen soluciones y propuestas que puede que te ayuden a poder tener una piscina en tu hogar si que tu bolsillo se vea demasiado resentido.

Piscinas desmontables

Esta opción es una de las más económicas (dependerá del modelo que quieras instalar) pero es una opción muy aconsejable porque no tienes que hacer obra y cuando no quieras tenerla más podrás desinstalarla y que quede tu jardín o terraza de nuevo despejada.

Esta idea es sobre todo cuando tienes un jardín o una terraza que quieres utilizar durante el año pero la piscina en invierno no la tendrás en uso. En este caso es una buena opción.

También resultan buena opción cuando quieres la piscina pero prefieres ponerla y quitarla a tu antojo, entonces también es excelente ¡además que no tienes que hacer ningún tipo de obra en el suelo!

Con esta opción podrás improvisar, invertir de forma libre en el modelo, tamaño y diseño que prefieras en el momento que prefieras. ¡Más cómodo imposible!

Soluciones de presupuesto para la construcción de una piscina

Piscinas de cemento

Construir una piscina de cemento te ayudará a tener aislado el suelo y las paredes, lo ideal es invertir en azulejos para que quede más vistoso, pero si quieres mantener la textura natural del cemento únicamente tendrás que dejar que se seque y pintarlo con un recubrimiento especial para piscina para que el cemento no absorba la humedad y así no se hagan grietas.

Piscinas de madera

Las piscinas de madera (por ejemplo de teka) son piscinas de maderas tropicales que son resistentes a los cambios climáticos y a la humedad, pero tendrás que barnizarla con un barniz especial para piscinas para que puedas utilizarla sin problemas. Existen piscinas de madera de teka que no necesitan hacer obra en el suelo por lo que puedes montarla en cualquier parte de tu jardín o terraza.