Cultivar chalotes
Los chalotes son una hortaliza similar a la cebolla pero con dientes, como los ajos. Pertenecen a la familia de las Liliáceas y tienen su origen en Asia, aunque se cultivan en todo el mundo. Su aspecto exterior es como una cebolla pequeña o un ajo grande, y por dentro es picante y muy aromático. En Francia es uno de los vegetales más apreciados para la cocina, además de que también se utiliza para aromatizar vinos blancos o vinagres de vino tinto.

Pueden consumirse cocidos o fritos, y su sabor es algo entre la cebolla y el ajo, con un toque muy delicado que hace que sea un condimento fantástico para casi cualquier plato, aunque también se pueden consumir crudos en ensalada. Es un ingrediente indispensable en muchísimas salsas de los grandes restaurantes, especialmente los que están centrados en la alta cocina.
Seguir leyendo