Tareas del jardín en primavera
Apenas quedan un par de semanas para la entrada oficial de la primavera y, con las ganas de buen tiempo que tenemos, la mayoría ya estamos pensando en esos cambios y trabajillos que deberemos hacer para que nuestro jardín luzca en toda su plenitud.

A continuación te dejamos algunas de las tareas básicas que debes llevar a cabo en este espacio y otras que no estaría de más que tuvieses en cuenta, así que toma nota y ponte manos a la obra con ello.

Colores, flores y aromas llenarán de vida y alegría nuestro jardín durante los próximos meses, aunque lo bien que lo hagan dependerá sobre todo de los cuidados que tú mismo le proporciones desde los primeros días de la estación.

Las siguientes tareas son básicas para ello:

– Limpieza: Hay mucho que hacer en este sentido, desde desprenderte de todos esos elementos que utilizaste para las plantas en invierno (cubiertas protectoras, por ejemplo) hasta limpiar el espacio de hojas, ramas y flores marchitas pasando por la eliminación de las malas hierbas o de esas plagas (caracoles, babosas, gusanos, etc.) que puedan afectar a nuestro jardín en la próxima floración.

Tareas del jardín en primavera
– Abono y riego: Las necesidades de tus plantas probablemente varíen con los cambios de temperatura, por lo que debes informarte de los requerimientos de cada una de ellas y cambiar los hábitos de riego y abono en caso de que sea necesario.

– Poda: La poda más profunda se realiza en invierno, aunque antes de que esté muy avanzada la estación también convendrá repasar los ejemplares recortando aquellas partes que consideremos necesario (ramas demasiado largas, hojas enfermas, flores marchitas,etc.).

– Rediseño: Algunas plantas no sobrevivirán al invierno, otras se trasladarán del interior al exterior y otras sencillamente tomarán su lugar por primera vez en el jardín. Debes planificar tranquilamente el espacio tanto de una forma estética como funcional teniendo en cuenta las necesidades de cada ejemplar.

Más allá de las plantas, no debes olvidar que el jardín también está compuesto por otros elementos fundamentales que también debes preparar: los muebles, la piscina, las fuentes y cualquier otro elemento vinculado a este espacio debe ser pensado al milímetro.