Trucos para cultivar en macetas
Lógicamente, cualquier planta cultivada en una maceta requiere de unos cuidados especiales, ya que no está creciendo en su condición natural. Lo bueno es que, aunque parece totalmente lo contrario, las especies mantenidas en macetas no son demasiado exigentes. Además, plantar en macetas tiene otras ventajas, como la posibilidad de controlar eficazmente la salud del suelo, experimentar con diferentes colores, mover el ejemplar dependiendo del sol que necesita…

Como sabes, casi cualquier planta puede ser cultivada en macetas. Eso sí, es necesario seguir una serie de cuidados específicos. Hoy en Jardín Plantas vamos a darte unos cuantos trucos para que tengas éxito con el cultivo de tus plantas en maceta.

Tamaño de la maceta

Aunque parezca algo lógico, es mucha la gente que no tiene en cuenta el tamaño a la hora de escoger la maceta. Sin embargo, es muy importante estar seguro de que hay espacio suficiente para las raíces, teniendo en cuenta el tamaño de las plantas cuando maduran y sus hábitos de crecimiento.

Trucos para cultivar en macetas

Drenaje

Otra de las claves del cultivo en macetas es contar con un buen drenaje, que puede ser por los agujeros de la maceta o por una capa de 2 o 3 centímetros de grava en la parte inferior del contenedor. Si tienes pensado utilizar una maceta decorativa sin agujeros, lo ideal sería que sembraras en una maceta de plástico con agujeros de tamaño más pequeño que encajara en la maceta que realmente deseas.

Cuidado con el sol del medio día

Por otro lado, es muy importante no dejar las macetas a pleno sol del medio día, aunque las plantas requieran una gran exposición solar. El motivo es que las macetas se calientan mucho más rápido que los jardines de tierra. Lo mejor es colocar las macetas en un lugar con sombra que reciba los reflejos del sol en alguna pared.

Trucos para cultivar en macetas
Por último, te recomendamos que revises tus macetas cada día para comprobar si el suelo está seco o si necesita de fertilizantes.