Cómo cultivar stevia en tu casa
En los últimos años se ha puesto muy de moda el cultivar una planta como la stevia. El éxito de dicha planta se debe a que aporta numerosos beneficios y muchas propiedades para la salud.

Si te animas a cultivarla en tu casa, no pierdas detalle y toma buena nota de los mejores consejos para hacerlo y disfrutar de una planta tan maravillosa como la stevia. No es una planta muy difícil de cuidar por lo que es perfecta para aquellas personas que quieren una planta que no les dé demasiados problemas.

Consejos generales

Se trata de una planta de origen tropical que al cultivarse en un clima mediterráneo puede rebrotar durante 3 o 4 veces al año. Al comienzo de la primavera vuelve a rebrotar hasta principios de agosto por lo que puedes reproducirla sin problemas. Durante los meses de primavera y verano no suelen florecer por lo que la reproducción debe hacerse por esquejes y no por semillas. A partir de entonces hay que seguir una serie de pasos para cultivarla sin ningún tipo de problemas.

Cultivar

Lo primero que tienes que hacer es llenar la maceta con tierra fertilizada bien húmeda y acto seguido cortar un brote de la stevia para poder enterrarlo en la tierra. La maceta debe estar colocada en una zona sombreada ya que el sol podría provocar que la planta no empezara a crecer correctamente. En cuanto al riego debe ser una vez al día para mantener la tierra totalmente húmeda. Cuando haya pasado cerca de un mes es normal que empiece a brotar una nueva hoja. A partir de ese momento ya puedes colocar dicha maceta en una zona con algo de sol. A partir de ese momento la stevia irá creciendo sin grandes problemas y sólo necesitarás que la vayas regando cuando haga falta. Durante los meses de invierno la planta para de crecer por lo que apenas hace falta que la riegues. Cuando pasen un par de meses es aconsejable el transplantar la stevia a una maceta más grande para que la planta pueda crecer sin problemas.

Cómo cultivar stevia en tu casa

Abono

La stevia es una planta que no requiere demasiados nutrientes para poder desarrollarse, por lo que basta con usar un abono que sea orgánico. El abono hay que empezar a echarlo cuando hayan pasado dos meses desde el trasplante definitivo a la maceta. A partir de aquí basta con abonar cada par de meses y con muy poca cantidad para no dañar las raíces de la planta. Si optas por un abono mineral debe ser bastante rico en potasio y en fósforo.

Tratamientos

La stevia no es una planta que sufra enfermedades ya que es bastante resistente a los hongos y a las bacterias que pueden atacarle. Si consigues que la planta crezca en perfecto estado podrás aprovechar al máximo todos los beneficios que aportan sus maravillosas hojas. La stevia es una planta medicinal que permite regular la cantidad de azúcar en la sangre, reducir la presión arterial, mejora todo el tracto digestivo, trata la retención de líquidos en el cuerpo o reduce el colesterol.

Como ves se trata de un planta muy sencilla de cultivar y de cuidar que puedes disfrutar durante todo el año ya sea en tu casa o en el jardín. Además de ser decorativa y darle vida al hogar, tiene una serie de beneficios para el cuerpo bastante interesantes. Lo más complicado puede llegar a ser el trasplante a través de los esquejes pero si sigues todos los pasos y pautas que te he dado no tendrás ningún tipo de problema para conseguir una bonita stevia en tu casa.